La etiqueta para pedir prestado

0

Puedes tener dos tipos de apuro en una situación de préstamo: o no te pagan, o no pagaste lo que pediste prestado.

¿Cuál es mi recomendación principal? Sé honesto. Al pedir, y establecer el monto, para qué lo necesitas, por qué recurres a esa persona para que te preste el dinero y cuándo lo devolverás, tienes prohibido mentir. Sé completamente sincero, nunca des una fecha en la que es improbable que obtengas el dinero para pagar.

En cuanto a ti, prestamista, el protocolo social exige también la asertividad: esperar el día pactado, no ser maleducado en caso de obtener una negativa de pago, sino exigir una nueva fecha, y advertir, cordialmente, que, más allá de aspectos subjetivos, el préstamo debe ser transparente. Insistir si es lo pertinente. Si alguien vuelve a pedirte dinero y sabes que te meterá en un apuro, no hay que temer decir que no.

¿Qué otros tips le recomendarías a alguien que quiere pedir prestado?

Compartir.

Autor

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: